Guía para padres y madres, elaborada con el apoyo del Ministerio de sanidad, servicios sociales e igualdad y como parte del trabajo de Save the Children para promover la parentalidad positiva y el buen trato.

Educar en positivo y desde el buen trato significa educarles sin recurrir a estrategias como el castigo que causan en los niños y las niñas dolor y baja autoestima y está demostrado que son ineficaces en la educación.

La parentalidad positiva exige paciencia, dedicación, esfuerzo y, aunque no siempre es fácil, educar en positivo es posible. Esta educación se basa en tres condiciones: conocer, proteger y dialogar.

  • Conocer y entender a niños y niñas: cómo sienten, piensan y reaccionan según su etapa de desarrollo.
  • Ofrecer seguridad y estabilidad: los niños y las niñas tienen que confiar en sus padres y madres, sentirse protegidos y guiados.
  • Optar por la resolución de los problemas de manera positiva: sin recurrir a castigos físicos y humillantes.

El manual ofrece pautas y herramientas que pueden ayudar a los padres y las madres en su tarea más apasionante, la de educar a los hijos.