El Centro Nacional de Innovación e Investigación Educativa (CNIIE) elaboró hace unos años unas guías de educación afectivo sexual con el objetivo de promover una educación basada en la igualdad y la no discriminación por razones de sexo, potenciar los valores de diálogo, respeto y tolerancia y para evitar que futuras generaciones reproduzcan esquemas de comportamiento violento.

El documento “La educación sexual de la primera infancia. Guía para madres, padres y profesorado de Educación Infantil.” desde una concepción de la enseñanza y el aprendizaje basada en el desarrollo integral, enfoca la práctica educativa contando con la sexualidad y la diferencia sexual e integrando los aspectos corporales, afectivos, cognitivos y relacionales.

La guía inicia aclarando los conceptos de sexo, sexualidad humana, diferencia sexual y sexualidad infantil. En posteriores apartados trata los mitos e ideas falsas sobre el sexo y la sexualidad y la educación sexual infantil, sus objetivos y quien debe hacer educación sexual.

Desde el punto de vista educativo, las autoras recomiendan hablar con naturalidad de los propios temores, dudas y experiencias y así enseñar a las niñas y a los niños a mostrarse tal como son, aceptarse y a aceptar a las y los demás.

También se tratan aspectos como el vínculo y las relaciones con los iguales, la conciencia de ser niño o niña, reconocer y valorar el propio cuerpo y como responder a preguntas y curiosidades de los menores.

Por último, el manual aborda un capítulo destinado a la prevención de riesgos, especialmente la prevención del abuso sexual infantil y cómo ayudar a prevenirlo.